Busca una tienda
compo image

Búsquedas frecuentes

Busca una tienda
compo image

¡A espabilar! La primavera ha llegado

Cura de primavera para tus cítricos

Los limoneros, los naranjos, los naranjos enanos (kumquat) y congéneres están saturados de sol en su tierra natal subtropical en Asia, por lo que no hay que sorprenderse de que no se desarrollen óptimamente en las condiciones frías, húmedas y sombrías características de nuestras latitudes. Es por eso por lo que se deben trasladar a sus refugios de invierno lo antes posible una vez finalizado el verano. Puedes trasladar nuevamente tus rutáceas al aire libre una vez que las temperaturas suban en primavera. Pero ten cuidado: al igual que ocurre con las personas, los cítricos necesitan más tiempo para habituarse al cambio de estación. Sigue estos cinco consejos para despertarlos progresivamente de su reposo vegetativo invernal y prepararlos para la primavera.

compo image

Acostumbra paulatinamente tus cítricos al sol

Aunque los cítricos se desarrollen bien al sol, deben recuperar su fuerza lentamente al salir de su reposo vegetativo invernal. No somos los únicos que podemos quemarnos con el sol, también las hojas de las plantas son susceptibles a quemaduras si se trasladan al aire libre demasiado pronto y se exponen al sol durante demasiado tiempo. Por lo tanto, es necesario limitar a algunas horas por día la exposición de los cítricos al aire libre durante los primeros días cálidos del año. Si el tiempo lo permite, los periodos de exposición podrán aumentarse gradualmente. Es absolutamente necesario esperar a la desaparición total de las heladas para trasladar las plantas al aire libre permanentemente; por regla general, en mayo, después de los santos del hielo.

compo image

El lugar ideal: un emplazamiento cálido, seco y resguardado del viento

Una vez habituados al aumento de la temperatura, los cítricos se desarrollarán bien a pleno sol y responderán positivamente al calor. Para un buen desarrollo, la temperatura debe oscilar entre 20 y 25 ºC. En principio, cuanto más luminoso sea el emplazamiento, mejor resistirá la planta las temperaturas elevadas. No obstante, el viento y el agua pueden afectar negativamente los cítricos, por lo que resulta necesario un lugar que ofrezca resguardo ante estos elementos.

Podar bien los cítricos

Si deseas podar radicalmente la copa de un cítrico, debes hacerlo en primavera, antes de sacar el arbusto al aire libre. Es importante eliminar tallos problemáticos para que puedan volver a brotar y, así, aumentar la densidad de la copa.

compo image

Los cítricos requieren un trasplante regular

Para que estas bellezas asiáticas se desarrollen bien, es aconsejable un cambio de tiesto cada dos o tres años. Conviene usar un sustrato especialmente formulado en función de sus necesidades. El momento propicio para cambiar de maceta es a principios de primavera, por ejemplo, en marzo. Cuando las raíces abarcan toda la maceta, se recomienda elegir una más grande (cinco centímetros como máximo) con un buen drenaje de agua para prevenir cualquier anegamiento.

compo image

No te olvides de regar moderadamente. Tampoco te olvides de fertilizar.

Los cítricos son criaturas sensibles: ciertamente, la humedad regular les es propicia, pero no son resistentes al anegamiento ni a la sequía. Si el cepellón se seca, el arbusto se despojará de sus hojas, flores y frutos. De igual forma, el anegamiento causa la caída de las hojas y la muerte de los brotes terminales. Por otro lado, durante la fase de crecimiento, es conveniente fertilizar semanalmente los cítricos para suministrarles los nutrientes necesarios y favorecer un crecimiento natural.

Compartir

compo image

COMPO. Disfruta de tu jardín.

Para principiantes o expertos en jardinería. Trabajemos juntos para una conseguir una calidad de vida más natural.

Compo seguimiento:

Servicio

Más acerca de COMPO