Busca una tienda
compo image

Búsquedas frecuentes

Busca una tienda
compo image

Un paraíso para los insectos

Pradera natural

Más que una alternativa del césped, las praderas naturales son más que una forma de vegetación completamente autónoma para un florido jardín de ensueño. En aquellos lugares donde los monocultivos dominan la agricultura, los jardines próximos a la naturaleza son cada vez más importantes para los organismos beneficiosos. En una pradera natural, se estimula el crecimiento y el desarrollo de un césped sano al mismo tiempo que el de las gramíneas, las plantas de flores silvestres y las hierbas aromáticas. Si no te gusta este tipo de espacio demasiado silvestre, puedes perfectamente hacer algo bueno para los insectos creando islotes de praderas naturales al lado del césped tradicional perfectamente cuidado.

compo image

La buena base

Para un césped sano y natural, no es necesaria una base perfectamente escarificada. En una pradera natural, las irregularidades vastas del suelo pueden retener la humedad en las depresiones del terreno durante un periodo prolongado. Es aconsejable evitar cualquier anegamiento que favorezca el desarrollo del musgo. Esparce una delgada capa de compost para activar la vida del suelo.

Resiembra la superficie si tu césped evidencia grandes zonas desnudas que no desaparecerán por sí mismas con el tiempo. Las semillas ecológicas certificadas producen un césped tan natural y vivo como resistente. Si el suelo está compactado, ara ligeramente la superficie a 1 cm de profundidad haciendo uso de un rastrillo para favorecer la germinación de las diminutas semillas de césped. Seguidamente, distribuye las semillas uniformemente sobre la superficie preparada y riega regularmente durante las semanas siguientes. Es imperativo evitar cualquier sobredosificación de semillas, ya que se corre el riesgo de favorecer las enfermedades criptogámicas debido a las plántulas insuficientemente separadas.

Siega y abonado

Cuidados del césped natural

compo image

1

Una buena siega

Una buena planificación supone la forma más segura de conservar una pradera sana y abundante en múltiples especies. La siega oportuna favorece la germinación de las gramíneas, plantas de flores y hierbas silvestres de aparición espontánea. Espera hasta que las semillas de las gramíneas y de las plantas de flores se hayan formado bien tras la floración y deja los residuos de la siega en el suelo por algún tiempo. Un ligero resecado al sol favorece tanto la caída de las semillas como la regeneración natural de la superficie. Una cortadora de césped con mecanismo de trituración y esparcido de la hierba cortada evita la extracción de las semillas y de los nutrientes naturales.

compo image

2

Fertilización ecológica

Con el tiempo, una pradera natural puede sufrir progresivamente de carencias nutricionales. El nitrógeno es especialmente importante para formar la masa vegetal. La carencia de nitrógeno afecta el desarrollo de las plántulas del césped recién plantado. Un abono apropiado para un jardín natural siempre debe ser de liberación sostenida. Nuestros abonos para césped están formulados de forma que ningún componente, como el nitrato, se pueda perder por lixiviación. Esto es posible gracias a los componentes nitrogenados especiales. Niños jugando, perros retozando o insectos zumbando: no hay problema, los biofertilizantes son totalmente inofensivos.

Compartir

compo image

COMPO. Disfruta de tu jardín.

Para principiantes o expertos en jardinería. Trabajemos juntos para una conseguir una calidad de vida más natural.

Compo seguimiento:

Servicio

Más acerca de COMPO